viernes, 4 de diciembre de 2015

Picantones estofados




          Si me seguís con asiduidad en el blog podéis ver que siento debilidad por esta carne. Me parece muy sana, muy lucida en el plato y que admite multitud de preparaciones a cada cual más deliciosa. En esta ocasión los he hecho estofados, tipo salsa cazadora. La receta puede ser muy útil para algún plato de las comidas fesivas que se avecinan; y, además, se puede tener hecho con antelación y calentar en el  momento de servir.


     Ingredientes: Una pieza de pollito por comensal, en mi caso fueron 4, una cebolla grande, una penca de apio, una zanahoria, 250 g de setas de cardo, 1/2 vaso de vino blanco, 2 vasos de caldo de pollo, 4 tomates, 4 dientes de ajo, aceite, perejil, tomilo, pimienta y sal.

       Majamos los ajos, el tomilllo, la pimienta y la sal. Untamos los pollos por dentro y por fuera con el majado. Atamos las alas y las patas con hilo de bridar y los freimos en una olla de base ancha a la que habremos puesto la mitad del aceite. Los doramos por todos lados y los retiramos. Añadimos el resto del aceite y ponemos en él la cebolla cortada en juliana, el apio troceado, la zanahoria troceada y las setas. Lo pochamos todo hasta que esté casi hecho, incorporamos los pollos y, pasados unos 5 minutos le añadimos los tomates triturados. Dejamos unos minutos que se fría todo y ya le añadimos el vino y los vasos de caldo. Los dejamos un par de minutos a fuego fuerte y luego bajamos a fuego medio y tapamos. Estarán listos en unos 40 minutos. Si hace falta añadir más caldo se le añade y también hay que remover de vez en cuando para que se impregne la carne bien de los jugos de la salsa. Una vez hecha la carne picamos el perejil y se lo añadimos. Quitamos el hilo de bridar y servimos acompañados de la salsa. Se puede añadir patatitas asadas o fritas si queremos más guarnición.



     Es una delicia de plato y bien fácil. La casa se llenará de aroma a tomillo. Feliz puente a todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada